¿QUÉ ES APS ARAGÓN?

APS ES UN SINDICATO FORMADO EXCLUSIVAMENTE POR PROFESORES DE SECUNDARIA DE LA ENSEÑANZA PÚBLICA

I. HISTORIA DE A.P.S. ARAGÓN.

A.P.S. Aragón nació del impulso de un grupo de profesores que, preocupado por la degradación de la enseñanza, decidió organizarse para intentar remediar en la medida de lo posible tan preocupante situación. En nuestra comunidad, la L.O.G.S.E. se anticipó, y ese adelanto nos permitió conocer muy pronto las funestas consecuencias de tan funesta ley: lesiva para los intereses de la sociedad, de nuestros alumnos y de nuestros compañeros. Particularmente, la ley se ensañaba _se ensaña_ con lo que denomina Enseñanza Secundaria, ofreciendo una formación profesional vergonzosa y vergonzante y un Bachillerato "jibarizado", en extensión e intensión. Y si lo hacía con esas enseñanzas, también se cebaba en los que las impartían: pasos hacia el cuerpo único, indefensión, culpabilización, burocracia, medidas para laminar el prestigio e independencia del profesor en el aula y ante la comunidad educativa y la sociedad.

Nos unimos y... miramos al exterior. Supimos de la existencia de un sindicato, A.P.S., que compartía nuestra misma visión. Hablamos con su presidente, Blanca García Olmos, y decidimos incorporarnos a ese proyecto nacional. Y ahí estamos. En la España de las autonomías, en la que la gestión educativa es competencia de cada comunidad, los estatutos de A.P.S. reconocen y alientan la autonomía de cada una de sus organizaciones. Y no perdemos la visión global de la enseñanza, que se rige por leyes estatales que a todos nos afectan.

II. A.P.S. ARAGÓN, ahora

 Deprisa y corriendo, casi sin tiempo ni preparación, sorteando las numerosas zancadillas que "compañerilmente" nos regalaron algunos, nos presentamos a las elecciones sindicales, exclusivamente en la provincia de Zaragoza. Y la sorpresa llegó: "un grupo de amigos", como nos llamaba amablemente algún sindicato, consiguió tres representantes, por encima de sindicatos de larga tradición y amplios recursos. Los Profesores de Secundaria demostraron con su voto el rechazo a la situación y a los sindicatos de siempre, que siempre nos perjudican.
Estamos en la Junta de Personal de la provincia de Zaragoza. Sin vanagloria podemos decir que se empieza a oír la voz de la Secundaria y de sus profesores. Hacemos muchas cosas y nuestra presencia y trabajo impiden también que se hagan otras.

Este curso, tras las elecciones, APS cuenta con un delegado electo en Teruel. Y se ha formado el comité provincial de Huesca, lo que nos confiere presencia en toda nuestra autonomía. Así, creemos, los intereses de la enseñanza, de la secundaria y de sus profesores estarán bien representados en Aragón.

LAS ELECCIONES DEL 4 DE DICIEMBRE. RESULTADOS
Ahí va un pequeño resumen, esperemos que no demasiado triunfalista.

Zaragoza: Hemos obtenido tres representantes, los mismos que la vez anterior. Pero, hace cuatro años, el tercer electo lo fue por el sistema de restos; ahora, consolidado. Hemos aumentado el número de votos, tanto en los LE.S. de la provincia como en los de Zaragoza capital. Y nuestro porcentaje ha ascendido al 9,3%. Somos la quinta fuerza sindical y eso que nos dirigimos a menos del 50% de los votantes. 464 votos.

Teruel: Nos presentamos por primera vez. Hemos obtenido un representante y el 6,12% de los votos. La quinta fuerza sindical. 90 votos.

Huesca: Nos presentamos por primera vez. Sin comité provincial constituido, resultó muy dificil confeccionar una lista. Hemos obtenido el 4,92% de los votos y, por menos de ¡Un voto!, no conseguimos ningún representante. 87 votos.

Aragón: hemos pasado de tres a cuatro representantes y del 4,89% al 7,88%. Somos la sexta fuerza sindical (antes la séptima), a 8 votos de la quinta. Han perdido votos UGT, CSIF Y ANPE Y los hemos ganado el resto de los sindicatos

Conclusiones muy breves:
El sindicato se ha consolidado en estos cuatro años. Demasiadas veces, los profesores de Secundaria hemos reaccionado impulsivamente cuando la situación se hacía insostenible y, tras el hecho concreto que ha despertado nuestra ira, hemos vuelto a las aulas, abandonada la incipiente organización, a "esperar otro golpe". A.P.S. no ha sido "flor de un día"; estamos instalados definitivamente en el panorama sindical aragonés. Estamos en él junto con los otros sindicatos, aunque no somos como los otros sindicatos.
A.P.S. se afirma como un sindicato autonómico.

Hace cuatro años, por afiliación y presencia electoral, éramos, en la práctica, un sindicato de ámbito provincial. Este paso adelante es de enorme importancia.